SLPTitularesZona Huasteca

[VIDEO] Pleitazo de gays en las calles de Valles

Ciudad Valles, S.L.P.- ¡Se acabo el glamour! salieron volando las pestañas postizas, del maquillaje nada quedo, mucho menos hablar de los peinados y la ropa chic de dos integrantes de la comunidad LGBTTTI, que se liaron a golpes en plena zona centro de Ciudad Valles.

Entraron muy chics al antro de noche, horas y horas de música de moda, perreo intenso, copas y selfies, prevaleció durante la madrugada entre los asistentes.

Sin embargo los viejos rencores entre las chicas, comenzaron a aparecer conforme ingerían sus «tragos coquetos». Al amanecer después de horas de fiesta, llegó el momento de bajar la cortina y la música se apagó y con ello comenzaron a prevalecer «los gritos» y «los insultos».

Un empujón dio paso a un manotazo, una crítica mordaz al atuendo de «la otra», fue la estocada final que necesitaba para jalonear a su amiga-rival de parranda;,¡la peluca! fue el grito que anunció la reyerta que estaba por dejar su rastro por varios metros de calle.

A jaloneos cruzaron la calle y con los primeros rayo de luz del día, todos los trasnochados se les espantó el sueño de ver la zacapela que estaban protagonizando. Hubo quienes rápidamente sacaron sus celulares y comenzaron a grabar todo.

Lastimosamente ninguna de sus «hermanas» pudo intervenir para separarlas, «déjenlas» se decían unas con otras mientras que con los brazos alejaban a las demás para que nadie más interviniera, era un pleito de dos y así tendría que acabar.

Los testigos solo reían y gritaban ¡la Peluca!, ¡las zapatillas!, ¡Que madrazo!, pero ninguna voz hizo nada por separarles, tampoco los testigos, la mayoría seguía grabando. Se lanzaron con todo, se jalaron de los cabellos y parecía una función de lucha libre, con maromas y costalazos, inclusive alentaron la pelea, tomaron partido por alguna de las «chicas».

En algún momento hubo quienes trataron de tomar parte en la pelea, no para separar a quienes reñían, sino para participar, hubo un hombre que arrojó una cerveza a otro.

Finalmente después de varios minutos de un espectáculo por demás bochornos, se llamó al 911 de atención a emergencias para pedir el envío de alguna patrulla y ambulancia.

Afortunadament

Seguiremos informando.

Botón volver arriba