Seguridad (destacadas)Seguridad y JusticiaSLPTitulares

38 ejecutados deja el mes patrio en San Luis Potosí

Un mes violento resultó ser septiembre, tiempo en el que asesinaron a 38 personas en territorio potosino, más que en agosto, principalmente en la capital del estado donde la mayoría de las veces salían a relucir las armas de fuego. A un año de que la administración de Xavier Nava asumiera la alcaldía, con promesas de traer paz a la ciudad, los robos de auto, asaltos y demás crímenes sólo parecen haber aumentado. En el estado, aumento la presencia de civiles armados y la aparición de más narcomantas en distintos puntos de la zona metropolitana, zona Media y en la Huasteca. En total, fueron reportadas 72 personas muertas por diversas causas, pero el homicidio fue la principal de ellas.

El mes comenzó con la muerte de dos personas en dos accidentes automovilísticos cerca de la carretera a Matehuala, la noche del domingo 1 de septiembre. Además de este hecho, ese domingo transcurrió entre detenciones de ladrones y escándalos en moteles en Soledad.

La primer semana del mes, que fue del 2 al 8 de septiembre, murieron 18 personas, 10 de las cuales fueron asesinadas principalmente en la zona metropolitana. Desde finales del mes de agosto, potosinos aseguraban que diversas camionetas con hombres armados hasta los dientes habían sido vistas en varios municipios y fue el domingo 8 de septiembre cuando amanecieron narcomantas en distintos puntos de la capital donde anunciaban la llegada del CJNG a territorio potosino. Los conflictos en bares de Valles y las primeras balaceras se dieron en esta semana.

Durante los festejos patrios celebrados durante la segunda semana, del 9 al 15 de septiembre, fueron ejecutadas 8 personas, de las 17 que murieron por diversas causas. Durante esos siete días, se agravó la violencia en la Huasteca, especialmente en Tanquián donde los conflictos armados provocaron la suspensión de clases en varias escuelas del municipio. Además, comenzaron los conflictos entre habitantes de Villa de Zaragoza y la alcaldesa Paloma Bravo, más con la intervención violenta de la Policía Estatal para intentar desalojar a los manifestantes. Los robos de auto incrementaron en la capital, sin temor a nada, los ladrones operan en cualquier colonia de la ciudad.

En la tercer semana, previa a todos los informes de los alcaldes y diputados locales, parecía que la violencia descendía, pues del 16 al 22 de septiembre, sólo se reportaron 13 muertes, siendo sólo 7 personas las ejecutadas ¡Uff que alivio!. Parecía que las nuevas patrullas rentadas por el alcalde cumplían su función, no obstante, jamas se aparecieron cuando una bebé de dos años murió por herida de bala en una riña pandilleril, hecho que marcó esa semana.

La última semana del mes volvieron las balaceras, los asesinatos y ocurrieron los feminicidios de una madre y su hija a manos de sujetos armados que las abatieron sin piedad. Del 23 al 29 de septiembre, asesinaron en territorio potosino a 12 personas, y aunque han aumentado las narcomantas y la presencia de civiles armados en camionetones, el secretario general de Gobierno, Alejandro Leal Tovías, asegura que, si acaso, sólo una de estas muertes corresponde al crimen organizado.

Sin embargo, la sangre no dejó de correr ni el último día del mes; primero en Aquismón, encontrar el cuerpo de un hombre a orillas del camino a Tancuime; tenía el rostro cubierta y aseguran que fue asesinado y abandonado en el lugar. La otra muerte se debió a un accidente automovilístico en Ciudad Valles; una trabajadora del penal de Xolol se estrelló contra varios vehículos y del fuerte impacto murió.

Seguiremos informando.

Botón volver arriba