Arte (destacadas)ARTE, OCIO Y MODAslider-home

Wall Street viste Balenciaga

El Domingo 22 de Mayo, tras el sonido de la campana inicial, Wall Street se convirtió en la pasarela de Balenciaga. Luego de varios artículos alarmando sobre una posible futura recesión, los trabajadores del distrito financiero disfrutaron un pequeño descanso los titulares. Con una estética alternativa y un tanto incómoda, Demna Gvasalia tenía como objetivo reflejar lo aterrador que es el mundo y crear deseo por parte de su clientela al mismo tiempo. Esta meta comenzó desde las invitaciones, un fajo de falsos billetes de 100 dólares.

Con grandes personalidades en primera fila, (Chloë Sevigny, Kanye West, Megan Thee Stallion, Pharrell Williams y el alcalde de NY, Eric Adams) la marca presentó su colección Resort 23 compuesta de un total de 63. Todos los modelos estaban cubiertos por completo con bodysuits y máscaras de látex que solo contaban con tres pequeños orificios, dos para los ojos y uno para la boca, algunos dejaban ver una o dos coletas de cabello negro o de colores fluorescentes.

La primera sección del show se mantuvo dentro de una paleta de color neutra, con la mayoría de las prendas en negro y el uso ocasional de beige y azul marino. Demna presentó lo que el llama “clásicos de lujo”. Elegantes prendas básicas con una perfecta construcción, hechas de los mejores materiales, como cuero, seda y piel de cocodrilo.

Algunas siluetas eran grandes y cuadradas, hombreras pesadas en sacos de traje, abrigos y gabardinas, mientras que otras eran más curvas con vestidos pegados al cuerpo y faldas lápiz. La misma blusa de seda con un lazo creando volumen en el cuello se repitió a lo largo del show en negro y beige, incluso el lazo por si mismo en atuendos contrastantes. Los vestidos / gabardina de seda fueron de mis favoritos, pero el público apreció aún más un vestido de lentejuelas negras, de manga completa cubriendo los dedos y con su máscara a juego. Los zapatos para esta parte de la colección fueron enormes botas militares y pumps acolchados. Como accesorios vimos lentes de sol agatados y oversized, armazones para lentes prescripción, delgados y metálicos, collares y aretes de cadena gruesa y maletines negros.

El show cerró con 23 looks en colaboración con Adidas. Esta segunda parte del desfile implementó colores brillantes, sobre todo rojo, azul y amarillo. Los códigos de las dos marcas se combinaron desde el uso de ambos logos de Adidas con el nombre de Balenciaga debajo. Conjuntos a juego de playeras o chamarras con pantalones deportivos es lo que uno suele esperar de la marca alemana, pero también vimos un blazer negro, un set de mezclilla y batas de boxeo. Otras prendas fueron jerseys de fútbol vestidas en capas, calcetas y tenis deportivos. En estos atuendos vimos los Paris
Sneakers anunciados la semana pasada, bolsas weekender, mochilas, carteras y la icónica Hourglass Bag. Los accesorios incluyeron anillos de llaves y lentes oscuros con armazones coloridos.

“Los Simpsons”, la nueva cara de Balenciaga

Seguiremos informando.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba