SLPTitulares

Diputado Ricardo Villarreal, entre las víctimas de asalto al restaurante Marengo

El legislador panista Ricardo Villarreal Loo fue testigo del asalto, ayer por la tarde, perpetrado por hombres armados en el restaurante Marengo, ubicado en avenida Chapultepec. Circula en chats de whatsapp una fotografía en la que aparece el legislador cuando ingresa al establecimiento y tras de él dos hombres vestidos de negro con gorra del mismo color, que podrían ser los asaltantes.

A casi 24 horas de que el restaurante Marengo, uno de los más exclusivos de San Luis, se convirtiera en blanco de la delincuencia, asiduos clientes y habitantes del sector poniente de la capital potosina, comentan detalles compartidos por testigos que incluyen al diputado Villarreal Loo y que refieren la habilidad, destreza y rapidez con que los ladrones despojaron a los comensales de objetos de valor y dinero en efectivo.

Los hechos cobran relevancia debido a que el establecimiento es frecuentado por empresarios, altos ejecutivos de la Zona Industrial, extranjeros y políticos encumbrados, pero además porque los propietarios, entre otros, tienen que ver con la aristocracia potosina, entre ellos el diputado priista Mauricio Ramírez Konishi, el abogado Jorge Barrera Portales, el empresario Juan Caros Valladares Eichelmann y el magnate de los medios de comunicación, Carlos Torres Rodríguez.

Villarreal compartió con algunos de sus compañeros diputados y amigos la experiencia, aunque se ignora si lo despojaron de algún objeto de valor o si presentará denuncia y atestiguará por los hechos ante las autoridades ministeriales. Lo cierto es que en la fotografía que circula en redes sociales, el panista aparece acompañado de una dama y de otra persona que pudiera ser su asistente, en tanto que los hombres vestidos de negro, pese al intenso calor, semicubiertos del rostro por las gorras, desentonan con el tipo de clientes del exclusivo restaurante de comida internacional, razón por la cual la policía sospecha que se trata de los responsables.

La inseguridad que se vive en la capital potosina ha alcanzado a la clase “pudiente”, ahora considerados fifí, de acuerdo a la terminología política de la cuarta transformación, porque el asalto a Marengo ocurrió pasadas las 18 horas, pero por la noche un pistolero generó pánico en el restaurante La Fragua, de larga tradición, especializado en tacos, donde una persona fue agredida por un sicario que disparó al aire y luego propinó cachazos en la cabeza a su víctima, ante la mirada incrédula y el temor de familias enteras que, como es tradición, acudieron a los taquitos, aprovechando el buen clima del fin de semana.

Al momento la Fiscalía, como siempre, informa que han iniciado las investigaciones, pero no tienen mayores pistas.

Seguiremos informando.

Botón volver arriba