ColumnasColumnas (destacadas)

Siete llaves celestiales para tu vida

Por Juanjo Flores

Todos los seres humanos tenemos la fortuna de contar con la maravillosa compañía de los ángeles, seres de luz deseosos de brindarnos su apoyo y guía. Tu ángel de la guarda es el ser celestial más cercano a tu vida y se encarga de guiarte con amor hacia experiencias de unidad con Dios.

Cuando las personas ignoran esta presencia o deciden no involucrar a los ángeles en sus vidas, ellos permanecen respetuosamente a distancia, pues no pueden violar la ley del libre albedrío. Sin embargo, crean o no en ellos, los ángeles siempre están ahí, esperando la oportunidad de asistirnos.

Si eres consciente de estos poderosos seres de luz y has trabajado en tu conciencia divina, los ángeles estarán muy cerca de ti, a veces trabajando tan íntimamente como hombro con hombro. Te hablan a través de mensajes inspiradores, que a menudo sientes como corazonadas o intuiciones celestiales. Recuerda que los ángeles nunca te pedirán nada a cambio ni te hablarán de enemigos o venganza; ellos siempre buscarán el amor y el equilibrio en tu vida.

Ángel significa “Mensajero”, y su misión es traer los mensajes de Dios a la tierra, ayudándonos a vivir alineados con la verdad y el amor. Los ángeles no juzgan ni te consideran indigna/o de su ayuda celestial; nos ven a través de los ojos del amor incondicional, sin juicio alguno, ya que el juicio es una creación del ego humano.

Los Arcángeles: Seres de Luz con Energía Expansiva

Dentro del mundo angelical, se encuentran los arcángeles, seres de luz con energía expansiva que llevan sus virtudes y amor a todo el planeta. Los arcángeles son los mismos para todos los seres humanos y cada uno de ellos nos brinda una virtud de Dios para guiarnos en nuestro proceso de evolución en la tierra. Puedes acudir a ellos en momentos de dificultad, cuando necesites sanación o claridad para actuar en la vida. Los arcángeles te ofrecerán su guía a través de la inspiración, sueños o información inexplicable que te proporcionará el apoyo celestial necesario.

También puedes pedirles que se hagan cargo de tu día e invocar cada uno de los rayos arcangélicos, vibrando a través de colores específicos para hacerse presentes en tu vida. Aquí tienes los siete arcángeles principales, su color y su virtud:

1. Arcángel Miguel: Su nombre significa “Quien como Dios”. Se encarga de la protección y la justicia, ayudándonos a abrir caminos y alejarnos de personas engañosas. Su luz es de color azul eléctrico.
2. Arcángel Rafael: Su nombre significa “Dios cura” o “Medicina de Dios”. Cura a los enfermos de cuerpo y alma. Su color es verde esmeralda.
3. Arcángel Gabriel: Su nombre significa “Fortaleza de Dios”. Mediador entre el Cielo y los humanos, anuncia mensajes y buenas noticias, y ayuda a quienes buscan ser padres. Su color es blanco puro.
4. Arcángel Uriel: Su nombre significa “Fuego de Dios”. Nos ayuda a conocer la luz interior, encontrar el conocimiento y abrir las arcas de la prosperidad. Su color es oro rubí (naranja).
5. Arcángel Zadquiel: Su nombre significa “Justicia de Dios”. Ayuda a superar el dolor, perdonar y liberar el karma. Su color es violeta.
6. Arcángel Jofiel: Su nombre significa “Belleza de Dios”. Otorga sabiduría, iluminación y ayuda a superar vicios y malos hábitos. Su color es amarillo dorado.
7. Arcángel Chamuel: Su nombre significa “El que ve a Dios”. Disuelve sentimientos egoístas y ayuda a encontrar empleo, objetos perdidos y mejorar relaciones. Su color es rosa.

Ejercicio para Conectar con la Energía de un Arcángel

Para conectar con la energía de un arcángel, sigue estos pasos:

1. Ten en mente el arcángel con el que deseas conectar y visualiza su color de luz.
2. Cierra los ojos, inhala y exhala profundamente. Pide conectar con la luz del arcángel elegido.
3. Inhala luz y exhala luz, sintiendo cómo tu cuerpo se ilumina con la luz del arcángel.
4. Cuando sientas la conexión, di: “Amado Arcángel (nombre), te pido que me cubras con la luz de tu presencia para (petición). Hazme instrumento de tu amor, permíteme sentir con total ligereza y amor que la presencia del cielo me resguarda a donde quiera que vaya. Hoy, hazte cargo de mí y acompáñame a donde quiera que vaya.”
5. Quédate con esa sensación angelical y poderosa en ti.

Soy Juanjo Flores y deseo que los ángeles te acompañen a donde quiera que vayas.

Mostrar más
Botón volver arriba