El tiempo - Tutiempo.net
Lunes, 24 de Junio del 2019

El Pan, el Alimento del Mundo

Por Elizabeth Romero

octubre 20, 2018
pan de muerto

Una nueva temporada de aromas y colores ha llegado, las ofrendas o altares de muchas casas se iluminan, los platillos típicos o antojitos para los fieles difuntos se aprecian sobre la mesa y lo que no puede faltar además del incienso, las flores y las calaveras de azúcar, es el tradicional pan de muerto, y qué mejor que en este mes que se celebra el Día Mundial del Pan con fecha 16 de octubre, el cual nace de una iniciativa a la que México se une para promocionar la cultura y consumo de éste y a la que la Organización Mundial de la Salud y la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación han contribuido en resaltar la importancia del pan en cualquier dieta de alimentación equilibrada.

Sabemos que el trigo llegó a estas tierras en la época de la conquista y fue gracias a los jesuitas y franciscanos que los nativos aprendieron de su cultivo, habiendo importantes cosechas en la región de Texcoco y Puebla para el año 1534, pues representaba una necesidad básica para la gente del viejo mundo alimentarse con pan, por ello, el cultivo continuó expandiéndose por diferentes regiones así como su transformación y elaboración.

pan de muerto

Hoy en día existe una gran variedad de panes, con diferentes formas, tamaños, rellenos y decorados pero el que predomina en su consumo es el de trigo, aunque también encontramos de cebada, arroz, centeno, maíz, entre otros, pero por estar próxima una de las festividades mexicanas con mayor tradición encontramos diferentes opciones de pan de muerto: con azúcar, ajonjolí o canela, con trocitos de nuez, pasas o piñón, con sabor a azahar, naranja o mantequilla pero si de innovaciones se trata encontramos las gourmet, las cuales han tenido una muy buena aceptación en el consumidor por sus opciones en el relleno, como nata, chocolate, crema de avellana, mermelada, queso, piloncillo, calabaza, dulce de leche, cajeta y más, por supuesto para degustarse con una taza de espumoso chocolate caliente y si prefieres algo no precisamente dulce, te sugiero la de mole.

Por eso, en este Día Mundial del Pan, hago un reconocido reconocimiento por su dedicación, por su lucha constante, por su amor a la vida pero sobretodo por su pasión en el oficio de la panadería a un excelente egresado del IESEG, se llama Eduardo de Pablo Sánchez Valero quien egresó en el año 2012 y orgullosamente se ha dedicado a rescatar este gran oficio dando como resultado un verdadero pan tradicional. Te felicito Pablo, por seguir de pie y dedicándote a lo que tanto te gusta.

Disfruten de esta temporada con el pan de su preferencia, siempre es grato hacerlo en familia. ¡Buen provecho!

pan de muerto

Compartir en Whatsapp