El tiempo - Tutiempo.net
Domingo, 19 de Mayo del 2019

Crimen Organizado el reacomodo en la 4T

Por: María Luisa Paulín

marzo 15, 2019

El sábado dos de marzo, José Alfredo Cárdenas, conocido como “el contador”, “Escorpión” o “el señor Cortés” caminaba muy sin pendiente por la plaza comercial CITADELLA. Ahora se sabe, es un importante capo del crimen organizado, jefe de región del cártel del golfo y sobrino del legendario líder de ese grupo, Ociel Cárdenas Guillen.

Traía de la mano a una niña, lo acompañaba una señora joven. A la distancia, muy discretamente, lo seguía un guardaespaldas. “El contador” no imaginó que al salir del lugar, policías federales lo iban a detener en lo que se interpretó como el inicio del reacomodo del crimen organizado propiciado por la llamada Cuarta Transformación, también conocida como 4T.

La orden de aprehensión estaba lista desde hace tiempo, pero no se cumplimentaba, por el contrario, Alfredo Cárdenas vivía en San Luis Potosí y desde aquí manejaba todos los negocios de la organización, controlaba el Bajío, y algunas ciudades del norte del país.

Transcurridos los días, surgen mas detalles de la vida que el capo llevaba en San Luis Potosí “puesto” dicen, con las policías de todos los niveles, la municipal del alcalde Xavier Nava, la Estatal, al mando de Raúl Alanís, y ya ni se diga con la federal y la federal ministerial. Todos sabían que el señor vivía en San Luis Potosí y todos se sordeaban.

“Escorpión” era su clave secreta. Seguro de tener protección a todos los niveles podía caminar sin preocupación por las plazas comerciales mas fifí de la ciudad.

El día que lo detuvieron decidió dar un paseo, se sentía seguro, cualquier cosa que pudiera suceder, tenía muchos informantes a su servicio.

Esa tarde no tenía pendientes por eso caminaba tranquilo por la plaza Citadella. Tal vez para sus adentros gozaba porque previo había logrado burlar a los federales que lo fueron a buscar a un rancho en el municipio de Guadalcazar.

Pero poco le duró el gusto. Apenas salió de la plaza comercial se percató de que un vehículo lo seguía. Hábil, realizó unas maniobras que le permitieron confirmar que no se trataba de enemigos o policías locales así que intentó escapar pero cometió un error: se internó en una calle cerrada.

El Señor Cortés, como también le llamaban, decidió entregarse. Pidió a los policías federales “la atención” para evitar que un enfrentamiento dañara a la niña y a la mujer que lo acompañaban.

Luego vinieron diversas versiones, que si hubo un enfrentamiento en av Himno Nacional y Mariano Jiménez, que si la menor resultó herida, que si sus guardaespaldas rebelaron que estaban arreglados con los municipales, los estatales y los ministeriales, lo cierto es los jefes de seguridad pública Municipal, Edgar Jiménez Arcadia y estatal, Raúl Alanís, han guardado un sepulcral silencio respecto de la aprehensión, el jefe de la ministerial, J. Guadalupe Castillo, anda mas callado que nunca.

Lo que vino después fue otro hecho que reforzó el enmudecimiento de las autoridades: La aparición de una narcomanta, firmada presuntamente por el jefe del cártel de Sinaloa, El Mayo Zambada, invitando a todos los grupos de la delincuencia organizada a dialogar para comenzar una limpia en el país con el apoyo del gobierno federal impulsor de la Cuarta Tranformación.

Nadie dijo nada, pero el reacomodo sexenal de los grupos delincuenciales es una realidad. El combate al huachicoleo por parte del presidente, Andrés Manuel López Obrador, puso nerviosos a algunos poderosos fifí que compraban combustible ilegal; otros prefirieron huir.

Cuando se trata de política o de grupos delincuenciales, nada es casualidad, todo se calcula fríamente; pronto vamos a conocer a los que se quedaron en la orfandad tras la detención del sobrino de Ociel Cárdenas, y vendrán cosas peores… Eso dice la Biblia.

P.D.1.- Cuentan que el secretario de agricultura del gobierno del Estado, el fifí huasteco, Alejandro Cambeses Ballina, anda trabajando (milagro) para ser candidato a gobernador en el 2021 por el PRI. El ternurin lo dice fuerte y quedito. Si supiera lo que opinan de él sus propios compañeros de gabinete y de trabajo, seguro se suicidaba con una galleta María.

P.D.2.- El director del deporte, Miguel Angel “pollo” Alvarez va a meter en duros problemas al gobernador porque no quiere dar reportes del dinero que le ingresa por concepto de las dos unidades deportivas que concesionó a particulares (sin autorización del Congreso del Estado). Nadie sabe el destino que le da a ese dinero. Al momento se le reconoce porque tiene convertidos en muladares el Centro de alto rendimiento y las otras unidades deportivas. Eso sí, se agandalla eventos privados para lucir carita y poder. Adivinen como le apodan sus compañeros funcionarios.

P.D.3.- Testigos presenciales sostienen que el secretario de seguridad, Jaime Pineda, resultó muy bueno para bailar, dicen que le sacó brillo a la pista en la fiesta de cumpleaños de la diputada Sonia Mendoza. Pasito tun tun, pasito tun tun.

P.D.4.- El potosino Jesús Ramírez Stabros anda cerquitita del doctor, José Narro, perfilado para dirigir al PRI nacional. Dicen que los que lo habían olvidado, ya lo quieren otra vez. Así de convenenciero es el amor en la política.

P.D.5.- En Villa de Reyes la gente vive noches de terror, los lugareños aseguran que han vuelto los tiempos violentos, dicen que no son dignos de circular por las noches en las calles de su pueblo porque los policías los detienen, los hostigan y les propinan tremendas golpizas. La situación llega a tal grado que prefieren a Juan Gabriel Solís “panchillo”, gandalla y mano larga pero menos violento que la señora alcaldesa, doña Erika Briones.

P.D.5.- Que no tengas agua en tu casa, puede pasar. Que aspires a ser fifí, es debilidad potosina, pero que juegues en un casino impregnado por el olor de una fosa septicaaa. Eso no es lindo. Ya paguen el agua y el drenaje señores de Clover.

Hasta la próxima.

Compartir en Whatsapp